viernes, diciembre 03, 2010

Marrandas - Marie Darrieussecq


"Ahora sé que a la menor tormenta también tienes que concentrarte con todas tus fuerzas para conservar la serenidad, para no dejarte llevar por el pánico que te sube del vientre, para dominar un poco ese terror que surge una y otra vez en el vientre de los animales desde la primera tormenta del mundo. Con la muerte pasa lo mismo. La muerte golpea a mi alrededor y lo mejor es conservar la calma."